La locura de la carrera de los absurdos precios de los pisos, no sólo afecta a los jóvenes...