Foto: © InspirAction - Tom Pilston

Manuel Pabón tenía 15 años cuando su padre murió. “Su mayor ilusión era que yo fuera a la universidad”, afirma. Dentro de poco, Manuel podrá hacer realidad el sueño de su padre. Los ingresos que obtiene en Soppexcca, contraparte de InspirAction, como catador de café le permitirá financiar su estancia en la universidad.

Hazte socio

Manuel vive en Jinotega, una de las zonas más pobres de Nicaragua, sobre todo después de la crisis del café durante los noventa. La exhaustiva formación de Soppexcca ha hecho de Manuel uno de los expertos cafeteros más prestigiosos de Nicaragua. Ahora tiene autonomía para decidir sobre su futuro y siente que no depende de nadie excepto de si mismo para progresar.

Soppexcca es una asociación de 18 cooperativas productoras de café. Ayuda a los agricultores a mejorar la calidad del grano y a implementar técnicas de procesamiento más efectivas para que puedan colocar mejor su producto en el mercado y llegar así a más clientes. Esta asociación comenzó con 68 trabajadores. Hoy cuenta con 650 miembros y más de 4.000 personas se benefician directamente de ella. Tras diez años dando apoyo a Soppexcca, nuestro objetivo sigue siendo el mismo: dar voz a los agricultores e incrementar su capacidad de decisión para que puedan salir de la pobreza por sus propios medios.

Poder económico

Los agricultores de Soppexcca tienen ingresos más altos y una mayor calidad de vida. Gracias al apoyo y formación de la cooperativa pueden vender su grano a buen precio y sin intermediarios: 43,5 euros por 100 kg, una cantidad mucho mayor que los 21 euros que se paga de media en el mercado.

Poder social

Las dieciocho cooperativas que conforman Soppexcca están organizadas de manera que las decisiones se toman entre todos.

Poder político

La asociación recibió una prima Comercio Justo lo que significa que puede invertir un 7% en proyectos sociales. Con ella, la comunidad de los Cerrones, por ejemplo, pudo construir una escuela. Al poco tiempo, el gobierno local se apresuró a construir otra, lo cual ilustra muy bien como gracias al poder económico se puede conseguir poder político y pedir a las autoridades que rindan cuentas.

Todos nuestros proyectos relacionados con el comercio y la justicia económica tienen como objetivo principal dar voz a los más marginados. Voz y poder de decisión sobre sus vidas y sobre su futuro. En palabras de Fátima Ismael, la directora de Soppexcca: “No se trata de tener pan para hoy, sino también para mañana. Y no queremos solo pan: también queremos leche, miel y huevos”. En definitiva, productos de calidad y a buen precio que se traducen en autonomía, competitividad y calidad de vida para toda la comunidad.

Apoya nuestro trabajo en InspirAction