Foto: © InspirAction - Hannah Morley

Gracias a los métodos de CEDAP, Valentina ha aumentado su rebaño de ovejas y ha empezado a plantar verduras para alimentar a su familia.

El incremento en un grado centígrado de las temperaturas que se espera para el año 2020 supondrá que 240 millones más de personas se vean expuestas a la crisis del agua, ya que no se podrá garantizar el suministro para atender a la demanda.

Embalses caseros en Perú para combatir el deshielo de los glaciares

Una grave consecuencia del calentamiento global es cómo este afecta al acceso de la población al agua potable. En Perú, el hielo y la nieve de las cumbres se están derritiendo. En los últimos 35 años, ha desaparecido cerca de un 25% de la zona glaciar de Perú. Las comunidades de Ayacucho, una de las zonas más pobres del país, disponen actualmente de muy pocas reservas de agua.

El Centro de Desarrollo Agrícola (CEDAP) es nuestra contraparte en Perú y ayuda a personas como Valentina, de 35 años, a recoger y almacenar agua. Gracias a esta organización local, Valentina y su familia han construido un pequeño embalse y han cavado acequias de descarga lenta para filtrar el agua gradualmente en sus campos. Los integrantes del CEDAP llevan a cabo un proyecto integrado de desarrollo rural con comunidades campesinas en el departamento de Ayacucho. Facilitan apoyo técnico agrícola y trabajan mano a mano con los habitantes en la implementación de lo que han aprendido.

La formación que CEDAP proporciona combina la sabiduría agrícola andina con prácticas agrícolas modernas. Estas enseñanzas ayudan a las comunidades a garantizar la producción de alimentos tanto para su supervivencia como para los mercados locales, lo cual supone una importante fuente de ingresos para sus habitantes y un desarrollo para su economía.

Donar ahora