Solicitamos su permiso para la utilización de cookies en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso. OK | Más información

“Estaba triste, triste porque perdimos la casa, perdí todas mis cosas”

Lis Joanna tiene solo 8 años, vive con su padre Francisco y cuatro hermanos en Villa Alcira, una pequeña comunidad de la región amazónica de Bolivia, a 30 minutos en barco del pueblo más cercano.

Aún es una niña, pero recuerda perfectamente, aunque con tristeza, como fueron las inundaciones que arrasaron su comunidad.

Ya han pasado dos años desde que Lis y su familia tuvieron que abandonar su casa en la rivera del Río Bení. El 25 de enero de 2014, el cauce del río subió imparable, anegando campos y haciendo desaparecer la casa de su familia y la de muchas otras familias de su comunidad. Huyeron ladera arriba, dejando todas sus pertenencias atrás e improvisando un refugio en el que se resguardaron las primeras semanas.

2016-06-01-FernandoBolivia Ahora viven en una nueva casa que su padre, Francisco, construyó en una zona más alta. Lis aún se entristece al recordar que aquel día perdieron todo lo que tenían, incluidos a sus amigos que ahora viven lejos; pero está feliz porque su familia pueda vivir ahora en una casa más segura y lejos del río. Fernando nos cuenta que han preferido quedarse en esta zona, aunque les resulte más difícil acceder al agua y cultivar, por la diferencia del clima. Además, nos cuenta que tras las inundaciones algunas familias han tenido que abandonar Villa Alcira y lamenta que la comunidad se haya diseminado porque, como la suya, otras familias han ocupado zonas más alejadas y altas de la región.

Villa Alcira fue una de las comunidades más afectadas por las inundaciones en 2014. En ella, Soluciones Prácticas, contraparte de InspirAction en el país, trabaja para que familias como la de Lis consigan rehacer sus vidas. Esta organización colabora con las comunidades de la región en la recuperación de las zonas afectadas, la identificación de posibles riesgos de desastre y la implementación de medidas de prevención ante las inundaciones que se han replicado en 2015 y 2016.

Gracias a Soluciones Prácticas, Francisco Chuqui ha podido replantar las cosechas que perdieron con las inundaciones. Además, con la venta de su producción, puede alimentar a su familia y pagar el colegio de sus hijos e hijas. Soluciones Prácticas les han ayudado también a instalar varias placas solares con las que iluminan la casa.

“Utilizo la luz por la noche, me gusta leer. La luz es fuerte e ilumina la casa” dice Lis contenta

2016-06-01-LisBolivia

Este tipo de fenómenos climáticos extremos en la cuenca del Río Bení, no se habían producido con tal intensidad antes de 2014. Algunos expertos apuntan a una relación directa de estos con el cambio climático, intensificados por los efectos del fenómeno El Niño y la progresiva deforestación que están sufriendo las áreas altas de la cuenca.

Desde InspirAction, creemos que es necesario seguir insistiendo en la necesidad de cuidar del medio ambiente y apoyar a las comunidades que son afectadas más directamente por el cambio climático.

  

 

Por eso, llevamos a cabo una labor de incidencia política en los países en los que trabajamos, para hacer llegar estas reivindicaciones a los decisores políticos, y colaboramos con los proyectos de contrapartes como Soluciones Prácticas, para ayudar a las comunidades más vulnerables a adaptarse y reaccionar ante el cambio climático.

 

 

Noticias relacionadas