Solicitamos su permiso para la utilización de cookies en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso. OK | Más información

ICEFI lamenta la falta de inversión pública en educación y salud

jueves, 5 de febrero de 2015  Noticias InspirAction Guatemala Justicia Fiscal     Hambre, Educación

El ICEFI alerta que la escasez de gasto público en servicios sociales podría aumentar la brecha de exclusión social

© ICEFI

El Instituto Centroamericano de Estudios Fiscales (ICEFI) ha publicado un informe lamentando la politización de las finanzas públicas en Guatemala desde el año 2012. Desde InspirAction denunciamos la prevalencia de intereses políticos en las políticas financieras en un país donde el 50% de los niños sufre malnutrición y cerca de 4 millones están fuera del sistema educativo.

El Instituto alertó que esta escasez del gasto público en servicios sociales podría repercutir de forma negativa en la inversión pública en niñez y adolescencia. En su diagnóstico, el ICEFI expone que el gasto público de Guatemala está prácticamente estancado en torno al 14% del PIB, un importe que continúa siendo insuficiente para cerrar las brechas de exclusión social.

La existencia de un agujero fiscal en 2015, a raíz de gastos de dudosa justificación, obligará a las autoridades a reducir el gasto o a buscar fuentes alternativas de ingresos, principalmente subiendo impuestos. Tanto InspirAction como nuestra contraparte del ICEFI consideramos que una reducción de la inversión en servicios públicos agravará aún más el problema de las desigualdades y la pobreza.

En la actualidad, las cifras oficiales evidencian un débil avance o retrocesos en las metas de matriculación de estudiantes, mientras más de 4 millones niños siguen sin poder asistir a la escuela. Del mismo modo, resulta preocupante baja cobertura en la provisión de micronutrientes, fruto del problema estructural de acceso a servicios de salud.

Para prevenir una nueva crisis financiera en 2015, el ICEFI le recomienda al Gobierno: transparencia, no aumentar la deuda pública, no hacer más recortes injustificados, reconocer el agujero fiscal y evitar cualquier iniciativa que promueva privilegios fiscales. Luchando contra la evasión fiscal y estableciendo un sistema tributario más justo y equitativo se pueden recaudar los ingresos suficientes para cubrir las necesidades básicas de la población.