Solicitamos su permiso para la utilización de cookies en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso. OK | Más información

Inundaciones en Bangladesh

lunes, 22 de agosto de 2011  Noticias InspirAction     Catástrofes naturales, Ayuda Humanitaria

Las inundaciones que actualmente están arrasando Bangladesh ya han afectado a más de un millón de personas, sobre todo en las regiones costeras, mucho más vulnerables.

El origen de las inundaciones lo encontramos en las lluvias monzónicas que desde el pasado julio no dan tregua al país, así como en la creciente salinización de los ríos y la falta de un sistema de alcantarillado adecuado.

La dimensión de la emergencia

Nuestras contrapartes en el país nos informan de que los damnificados tienen que hacer frente a la escasez de agua y alimentos. Más de 115.000 casas han sufrido daños importantes y no hay suficientes letrinas como para cubrir las necesidades de la población.

Muchas familias se han visto forzadas a vender su ganado porque no pueden alimentarlo y cerca de 30.000 hectáreas de cultivos se han visto afectadas por el agua.

 

Nuestras contrapartes responden

Las contrapartes de InspirAction CCDB y Shushilan cuentan con una amplia experiencia en respuesta ante ciclones e inundaciones. Actualmente están proporcionando ayuda inmediata a 5.000 familias afectadas por las inundaciones, asegurándose de que reciben:

  • Ayuda alimentaria. Esto incluye el reparto de galletas enriquecidas, ya que las personas no pueden cocinar.
  • Refugio temporal. Esto incluye el reparto de lonas impermeables a las familias que han tenido que huir de sus casas.
  • Artículos básicos como velas y jabón.
  • Agua potable y pastillas potabilizadoras.

 

“La gente está sufriendo”

Mostafa Nuruzzaman, director de nuestra contraparte Shushilan relata cómo está viviendo el país las inundaciones: “La gente está sufriendo. Las inundaciones de este año son mucho peores que las del año pasado. Lleva lloviendo ininterrumpidamente desde hace diez días. Gran parte de las carreteras están inundadas y la gente ha abandonado sus hogares para  irse a vivir a colegios, refugios e incluso los arcenes de las carreteras”.

“Es improbable que los afectados puedan regresar a sus casas antes de noviembre o diciembre, ya que todo está cubierto de agua”, continúa Nuruzzaman. “Las mujeres y los niños se están llevando la peor parte”.

 

Continuaremos informándoos de la situación en los próximos días

 

Más información sobre nuestro trabajo en Bangladesh en este enlace

 

La imagen es de Mohammadur Rahman (c) InspirAction y se trata de una imagen de archivo al no disponer de imágenes más recientes