Solicitamos su permiso para la utilización de cookies en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso. OK | Más información

La maté porque era mía

jueves, 27 de octubre de 2016  Blog Igualdad de Género

"Hay criminales que proclaman tan campantes: 'la maté porque era mía'. Así no más… como si fuera cosa de sentido común y justo de toda justicia el derecho de propiedad privada que hace al hombre dueño de la mujer. Pero ninguno, ninguno, ni el más macho de los supermachos tiene la valentía de confesar 'la maté por miedo', porque al fin y al cabo el miedo de la mujer a la violencia del hombre es el espejo del miedo del hombre a la mujer sin miedo." (Eduardo Galeano)

2016-11-Blog-ViolenciaGeneroMujeres sin miedo, mujeres indignadas que salen a gritar a las calles “Disculpen las molestias, nos están matando” o “Ni una menos”, mujeres que se atreven a denunciar las palizas que sufren por parte de sus parejas o exparejas sabiendo que la orden de alejamiento puede no llegar a tiempo, mujeres luchadoras de todos los continentes que pelean por obtener los mismos derechos que los hombres y acaban asesinadas…

Los datos siguen siendo demoledores: la violencia de género es una de las principales causas de muerte entre las mujeres de 15 a 44 años, por delante de la suma de las muertes provocadas por el cáncer, la malaria, los accidentes de tráfico y las guerras. Una lacra social que parece no tener fin y es universal. A raíz del caso de Lucía Pérez, una joven de 16 años que murió tras ser violada y empalada por tres hombres en Mar del Plata, Argentina vivió la semana pasada una movilización masiva sin precedentes para denunciar los más de 200 asesinatos de mujeres anuales. Sin embargo, la semana “Ni una menos” se cerró en Argentina con un triple feminicidio.

Participa en la conversación sobre justicia de género

En España, en lo que va de año 34 mujeres han sido asesinadas por sus parejas o exparejas. La última víctima, Estefany María González de 26 años, había denunciado pero no fue suficiente. La juez denegó la orden de alejamiento que había solicitado alegando que se trataba de una "crisis de relación de pareja" y los agentes no apreciaron una "situación objetiva de riesgo" para la denunciante. De las 37 mujeres asesinadas, 14 habían presentado denuncia previa. ¿Qué está fallando?

Aunque sin duda la Violencia física y sexual contra las mujeres es la peor pandemia de nuestra sociedad, son #DemasiadasViolencias las que mantienen a las mujeres en desigualdad.Y más allá de la protección judicial y legislativa, para acabar con esta violencia es necesario diseñar políticas de igualdad de género que impregnen todos los ámbitos: la familia, el colegio, los medios de comunicación, todas las instituciones…

Es urgente acabar con esta barbarie y para ello los hombres son un elemento fundamental para conseguirlo. Sin ellos y sin repensar las relaciones de poder que durante siglos han oprimido y siguen discriminando a las mujeres, no será posible acabar con los feminicidios.