Solicitamos su permiso para la utilización de cookies en cumplimiento del Real Decreto-ley 13/2012. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso. OK | Más información

Guatemala: El pueblo ha despertado y exige justicia

lunes, 7 de septiembre de 2015  Blog Justicia Fiscal     Fraude fiscal, Transparencia

Guatemala está en pleno proceso de cambio. El presidente Otto Pérez Molina, fue encarcelado por fraude días antes de que se celebrara la primera ronda de elecciones, el pasado domingo 6 de septiembre. La noche del 2 de septiembre, el aún presidente de la República de Guatemala elaboró su carta de renuncia.  Hacia la media noche, Molina envió la misiva al Congreso de la República. La noticia se filtró en redes sociales alrededor de las 2 de la madrugada del día 3 de septiembre y el pueblo de Guatemala, harto del fraude fiscal y la corrupción que les mantiene desde hace años en la pobreza, la injusticia y la desigualdad, se movilizó en la Plaza de la Constitución para celebrar la renuncia de Pérez Molina como presidente. Ese mismo día por la tarde, el juez Miguel Ángel Gálvez, ordenó prisión provisional para el ya ex presidente Molina, por riesgo de fuga. Mientras, en el Congreso se aprobaba la renuncia del ex mandatario Otto Perez Molina y juraba como sucesor el vicepresidente Alejandro Maldonado Aguirre, con 116 votos a favor, 0 en contra y 42 congresistas ausentes. Las miles de personas que llevan ya meses saliendo a la calle a protestar han seguido movilizándose hasta el día de la primera votación que contó con una alta participación y sin actos de violencia reseñables, a pesar de las circunstancias. Tras la revolución cívica, Manuel Baldizón, el hombre al que todos daban como ganador y dueño de una fortuna de origen incierto, ha quedado desbancado por el comediante, teólogo y economista Jimmy Morales que se alzó con la victoria en la primera vuelta. Aun así, de acuerdo con los sondeos electorales, ninguno de los candidatos ha alcanzado el número de votos que la ley establece para ganar la contienda en esta primera vuelta, será en la segunda ronda, a finales de octubre, cuando se decidirá el nuevo gobierno. Nuestra contraparte en Guatemala, el Instituto de Estudios Centroamericanos, Icefi, califica los acontecimientos de muy positivos ya que el país, históricamente con altos índices de impunidad, está experimentando la aplicación de la justicia, sin importar a quién, incluso al propio Presidente de la República. Ricardo Barrientos, economista de Icefi, señala que el caso de corrupción en la administración tributaria por el que se ha detenido al ex presidente, lejos de perjudicar la imagen internacional y el atractivo de Guatemala para inversores extranjeros, añade valor al país ya que la prensa internacional y los analistas aplauden la aplicación ejemplar de la justicia en Guatemala. Las protestas de la ciudadanía y la actuación de la justicia, según nuestros socios de ICEFI, envía un mensaje muy claro a quienes resulten ganadores de las elecciones y que pasen a ocupar puestos en el Congreso de la República, alcaldías municipales, presidencia y vicepresidencia a partir de enero de 2016: La ciudadanía guatemalteca ha despertado y exige fiscalidad pública justa y transparente.